Reyes y los niños L’Oreal

art-juev-29-1
El fin de año y la búsqueda de la Felicidad
29 diciembre, 2016
culpa
La culpa, esa eterna acompañante
12 enero, 2017
Show all

Reyes y los niños L’Oreal

reyes-y-ninos-loreal1

“Mamá, yo SOLO quiero una Nerf y el cinturón de entrenamiento de los Pokemon”

David con su vocecilla, decía en voz alta su carta a los Reyes Magos y yo, inocente de mi, sonreía pensando que “pobre, solo pide dos cosas que por cierto no tengo ni idea de lo que son, pero bueno, busquemos”.

Así que con calma, un par de días después me entrego a la búsqueda del famoso cinturón por internet y a investigar qué era eso de “Nerf”.

Cuál va a ser mi sorpresa cuando abro la página donde aparecen todos los cinturones en Amazon: el original de unos 145 € y el más barato 65€. Sí, como lo oyen, 65€ por un cinturón que aparenta ser de plástico con dos bolas pokemon colgando….pero lo más TERRORÍFICO, es que está agotado lo busques por donde lo busques y sí, me puse entonces como loca a buscarlo por todas partes pero nada (madre desesperada por no cumplir con los deseos de la carta a sus majestades).

Empezó a entrarme un agobio enorme y pensé, ¿¿¿¿nos hemos vuelto locos o qué????

Las imágenes de padres desesperados en televisión estos días buscando cumplir las expectativas de los niños y sus peticiones de regalos en Navidad me venían a la mente una detrás de otra. Ahí estamos, como locos buscando por todas partes el juguete de moda que se agota meses antes de estas fechas.

reyes-y-ninos-loreal2

Imagen Pixabay

Ahora entiendo más que nunca el concepto acuñado en EEUU de los niños L’Oreal, “porque ellos lo valen”, porque si no tienen el juguete de moda de turno o lo que tienen sus amigos quizás se frustren…y como ver esas caras de felicidad cuando abren los regalos es lo mejor que nos puede pasar (aunque al 0,1 segundo ya se les haya pasado la emoción) pues allá vamos como posesos los padres a la caza del regalo de moda cueste lo que cueste.

Todavía recuerdo aquellos años en que le decía a mi madre por el mes de Agosto….”Mamá, quiero esto que ha salido en la tele” y ella me contestaba muy seria “Pues pídeselo a los Reyes…”, ¡¡en Agosto!!!! Mi madre me decía que me tenía que esperar, así de simple. Y no creo que fuera porque no pudiera comprarlo, simplemente los Reyes eran esa fecha especial en la que, después de todo un año, venían grandes sorpresas que muchas veces estaban relacionadas con lo bien “que nos habíamos portado” y por eso merecía la pena esperar.

Y ahora ni esperan ni nada de nada, que nos entra taquicardia si no llegamos y ponemos los regalos debajo del árbol porque los han pedido, y por esa simple razón, deben tenerlos.

El problema de la inmediatez en la que vivimos, todo lo tenemos a golpe de tecla en el móvil o el ordenador, no es otro que la pérdida de valorar las cosas. La gratificación inmediata en el mundo desarrollado nos da ventajas pero muchos inconvenientes y uno es que no practicamos la paciencia y en esta vida, todo lo que merece la pena normalmente tardas en conseguirlo. Dice Simon Sinek que “casi todo en la vida lo puedes tener en el momento excepto la satisfacción laboral y relaciones fuertes y felices con los demás, ya que se consiguen de manera lenta, dura, y trabajosa. Lo que realmente importa como el amor, un trabajo que llene, amigos de verdad…..todo eso, requiere tiempo, necesita “cocerse” e ir poco a poco”. Ver su entrevista aquí.

Por eso digo que:

  • Menos es más: menos regalos pero de mayor calidad y con un objetivo (aquí el artículo para el que me entrevistaron en la Agencia Efe en el que cuento más en detalle esto).
  • No pasa nada si no tienen toooooodo lo que han pedido: así aprenderán que no todo en la vida sale como uno quiere, que podemos perfectamente posponer el regalo deseado y además es aconsejable para que vean que muchas cosas buenas vienen cuando se tiene paciencia y se sabe esperar.

No son tan especiales como pensamos y para que comiencen a valorar el lograr las cosas en la vida, deben saber que todo no se puede tener aunque podamos dárselo.

¿Porque ellos lo valen? Pues no, porque hay que esforzarse por conseguirlo. Felices Reyes y que os traigan lo “justo” jeje ;).

hasta la próxima. 🙂

Puedes escucharlo aquí:

Ir a descargar

p.d1: YA MI PRIMER LIBRO A LA VENTA donde trato estos temas y mucho más, información aquíhttp://www.esferalibros.com/libro/no-seas-la-agenda-de-tus-hijos/

p.d2: ¿Quieres recibir los artículos por WhatsApp? Envíame tu número (con el país desde donde escribes) al mail noelia.lopezcheda@gmail.com y podrás tenerlos todos los jueves. Tu teléfono se usará solo para entrar en la lista de distribución de los artículos. Importante el prefijo internacional, ¡gracias!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *