Las personas vitamina y Aprender a recibir

The-good-wife
La técnica “No tengo una respuesta” con los adolescentes
19 enero, 2017
3121374
De los creadores de los padres portamochilas, llegan los padres taxistas
2 febrero, 2017
Mostrar todo

Las personas vitamina y Aprender a recibir

IMG_8811

Hace unas semanas puse una foto en Instagram en la que hablaba de las “personas vitamina” (después de haber estado con una de ellas, mi querida Ana 🙂 ).

Seguro que habéis escuchado mil cosas sobre las personas “tóxicas”. Cuánto se escribe sobre ellas…sin embargo, se escribe poco y se habla poco de las que son lo contrario: las personas “vitamina”.

Esas personas son generosas, sin complicaciones, te cargan pilas, con las que te ríes, comprenden, no juzgan, todo está bien, hablan claro pero con cariño, apoyan, impulsan, son positivas y transmiten alegría de vivir. 

Una cosa que hacen muy muy bien estas personas es DAR sin pedir nada a cambio y cuando esas personas dan, hay que recibir con cariño y dejarse recibir. Porque no todo el mundo estamos preparados para recibir sin condiciones  igual que no lo estamos para dar sin condiciones.

IMG_8811

Foto de Vigo de ayer….:)

Una de las dinámicas que más hago en los talleres es una presentación del compañero que tienes al lado destacando aquellas cosas buenas que le ves y aporta a tu trabajo. Es un ejercicio que genera emociones diversas al inicio, todas relacionadas con la INCOMODIDAD (no lo conozco lo suficiente, qué raro mirar lo bueno que hacemos cuando es más habitual mirar lo malo….etc). Sin embargo al final, resulta curioso como el ambiente del aula cambia completamente, de hecho se nota que varía, se percibe más ánimo, hay sonrisas…en resumen todo el mundo se siente mejor…y la pregunta que se genera después es: ¿por qué no lo hacemos más si nos sentimos mejor, mejora el ambiente y nos sube el ánimo?

Creo que porque no estamos acostumbrados a RECIBIR. Nos sentimos incómodos con el momento y nos vienen frases a la mente como “no merezco, no es para tanto…”.

Esta semana estoy tres días en Vigo en varias reuniones con el Grupo PyA con el colaboro como consultora. Después de comprobar hace mes y algo la planificación y los horarios que teníamos esos tres días, hablé con mis compañeras y les dije: “Oye, mirad, tenemos una tarde sin reunión…¿qué tal si hacemos un plan juntas? Nada de trabajo, disfrute.” 

  • “Ah perfecto, ¿qué te apetece?” 
  • “Yo que sé….un masaje en un spa (con tono de broma) y que me hagáis de personal Shopper….” (esto es porque si no fueran consultoras tan buenas, estoy segura que se dedicarían a al diseño o decoración….por lo que la broma de que me hagan de personal shopper es algo habitual en nuestras conversaciones…).
  • “Muy bien, pues ya pensamos nosotras”.

Cual va a ser mi sorpresa cuando después de un “Oye, que ya lo tenemos en marcha” me llega una hoja de preguntas para tener información sobre el “servicio solicitado”. Entonces empecé a inquietarme…”¿qué están preparando?”. Es habitual que a nivel laboral nos lleguen proyectos que implican creatividad, diseño, innovación…y sin duda, ellas son las mejores en eso. Los proyectos que realizo a su lado son auténticas sorpresas que mezclan actividades divertidas, gamificación, experiencias….y nadie queda indiferente. Así que, de repente, me sentía como uno de nuestros clientes al que iban a prepararle una actividad….y lo gracioso es que sabía que iba a ser mucho más de lo que me imaginaba porque las conozco y sé lo que son capaces de dar.

Pues así fue. Sin entrar en detalle sobre lo que prepararon que se puede resumir en que me sentí como en la película Pretty Woman con música incluida (para muestra foto ;)), el regalo fue tal que sigo todavía sin saber qué decir. Sus caras eran de auténtica felicidad mientras estaban ahí conmigo riendo, haciendo fotos…y sé el esfuerzo que hicieron para que todo fuera perfecto. Sé que tuvieron que invertir mucho tiempo y energía, porque ese nivel de detalle y de cumplir más de las expectativas, se consigue con tiempo.

IMG_8823

Pero es que la magia de las personas VITAMINA es precisamente eso, su capacidad de DAR, su capacidad de  ENTREGA generosa y de disfrutar de la vida, que además contagian. 

Creo que las personas vitamina tienen esa capacidad de ser felices porque precisamente cuanto más dan, más se llenan…es como el truco de la felicidad y ellas lo dominan como nadie. Y por eso hay que aprender a recibir, porque también cuando más recibes más quieres dar tú.

Así que si no conocéis a ninguna, convertíos en una…no depende de nada, solo de que quieras serlo.

Gracias Sandras, sin palabras…. 🙂

hasta la próxima. 🙂

Podéis escucharlo aquí:

Ir a descargar

p.d: por cierto, espero que tengáis la suerte de coincidir con ellas en algún taller experiencial….disfrutaréis y saldréis siendo otros….;)

p.d2: YA MI PRIMER LIBRO A LA VENTA donde trato estos temas y mucho más, información aquíhttp://www.esferalibros.com/libro/no-seas-la-agenda-de-tus-hijos/

p.d3: ¿Quieres recibir los artículos por WhatsApp? Envíame tu número (con el país desde donde escribes) al mail noelia.lopezcheda@gmail.com y podrás tenerlos todos los jueves. Tu teléfono se usará solo para entrar en la lista de distribución de los artículos. Importante el prefijo internacional, ¡gracias!

3 Comments

  1. isabel dice:

    Estimada Noelia estuve en la charla de Sevilla con mi marido. !!muchas gracias!!!!. Antes de la charla era una madre desnaturalizada *(a los ojos de mi marido) porque obligaba a mis hijos a limpiar cuartos de baños , el polvo,… Ahora gracias a ti “educamos para la autonomia”.

    • NoeliaLopez dice:

      Muchas gracias Isabel, ¡cómo me alegro!! a seguir así, poco a poco. El futuro depende de que estas “personas” se enfrenten al futuro con determinación y confianza en ellos. UN abrazo

  2. […] todos lo somos o hemos sido. Así que hay que intentar ser “gente vitamina” (como escribí aquí) para vivir más feliz pero es cierto que no queda otra que aprender a vivir con estos entornos y […]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *