Conversaciones con niños: cómo preguntar para que de verdad digan

Para
29 marzo, 2018
Mamá, quiero trabajar
12 abril, 2018
Mostrar todo

Conversaciones con niños: cómo preguntar para que de verdad digan

Hay una cosa que ciertamente me ha frustrado muchas veces y es hablar con mis hijos por teléfono y que sus conversaciones se reduzcan a monosílabos: “sí”, “no”, “bien”, “mal”

Sobre todo cuando estoy fuera y estoy deseando hablar con ellos al final del día y conocer cómo les ha ido, “¿Y no me cuentas nada más?”– suele ser mi pregunta. Si no les veo la cara, poca información puedo tener así que esas conversaciones son muy poco productivas y en la distancia, algo frustrantes.

Nuestra mente es muy esquemática y necesita concreción en muchas de las cosas que son poco concretas. Desde que comencé con el coaching, aprendí a usar los números para comprender la realidad de la persona que tenía delante y aunque al principio parecía una tontería, esa manera de valorar las situaciones, con números, era muy útil para comprender realmente lo que el otro quería decirte. Y para la otra persona, era todavía mejor entender lo que realmente le pasaba, porque inevitablemente concretar ayuda mucho a poner nombre a simplemente sensaciones.

Nunca se me había ocurrido usarlo con mis hijos, sobre todo con David, pero el otro día lo usé y debido a que él tiene la mente todavía más esquemática de lo normal, fue un éxito. Tuve de nuevo una conversación de esas geniales que te ofrecen los niños.

Os pego los pantallazos de nuestra conversación que fue por WhatsApp mientras su padre hacía la cena y yo volvía en el taxi a casa desde la estación. Llevaba varios días enfermo con algún virus de la barriga y sólo decía que se encontraba mal pero yo desde la distancia y sin verlo, era complicadísimo ayudarle y más con la preocupación añadida que yo tenía de saber qué le pasaba.

Así que se me ocurrió de inicio que pusiera un emoji de cómo se encontraba.

Expresar con palabras para un niño puede ser complicado pero un dibujo es mucho más sencillo. Y además los emojis a los niños les encantan. Podéis ver el que usó en la imagen. Y a partir de ahí, mirad la conversación….

Como veis, puntuó del 1 al 10 el grado de dolor y malestar y eso me dio muuuuucha información. A partir de ese momento y los días siguientes, hablábamos de números cuando le preguntaba y fue gracioso ver con qué facilidad lo usó para describir cómo se sentía.

Al día siguiente estuvimos en un 1 “o casi 2” como él decía (“Menos que ayer ¿verdad?”-le preguntaba yo más tranquila) y los días siguientes fue reduciéndose el 1 hasta llegar a 0. Me hizo gracia observar cómo él mismo ya ese definía con números: “me sigue doliendo la barriga mamá, solo un 1”.

Este truco que ayuda a obtener información, se puede usar para casi todo. Para preguntar cómo se sienten en un determinado tema (¿Cómo de triste o enfadado te sientes del 1 al 10?), para evaluar algo que tienen que hacer y les cuesta de inicio….(Te parece complicado, ok, ¿cómo de difícil del 1 al 5?). Los que han sido mis alumnos saben que uso mucho esta pregunta ;).

Y ¿por qué ayuda tanto? Porque como os he dicho, la mente es esquemática y necesita estructura para entender la realidad. Las sensaciones y emociones son a veces muy difíciles de describir pero poner valor numérico, lo hace más fácil y te permite jugar con esos números.

Si queréis mejorar la técnica, la siguiente pregunta que se hace en esos casos es: “¿Qué puedes hacer para bajar o subir de número?” Y puede ser muy revelador lo que tiene esa respuesta ;).

¿Qué os parece? Si lo probáis, me contáis.

Hasta la próxima. 🙂

Podéis escucharlo aquí:

Ir a descargar

p.d1: YA MI PRIMER LIBRO A LA VENTA donde trato estos temas y mucho más, información aquíhttp://www.esferalibros.com/libro/no-seas-la-agenda-de-tus-hijos/

p.d2: ¿Quieres recibir los artículos por WhatsApp? Envíame tu número (con el país desde donde escribes) al mail noelia.lopezcheda@gmail.com y podrás tenerlos todos los jueves. Tu teléfono se usará solo para entrar en la lista de distribución de los artículos. Importante el prefijo internacional, ¡gracias!

3 Comments

  1. Elena dice:

    Muy buenoooo!!! Gracias… Lo practicaré con mis hijas y tb. conmigo.

  2. María José dice:

    Genial, Noelia!! Gracias por compartir!!

  3. María Jesús dice:

    Muy bueno. Yo lo he utilizado con mi hijo para saber que extraescolar le gusta más, les va poniendo nota, que van variando con el tiempo, y así valoramos si seguir o cambiar a otra. Muchas gracias Noelia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *